La cólera de las entrañas

 :: Cafeteria :: Libre

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La cólera de las entrañas

Mensaje por xxJAVIERxx el Mar 10 Mayo - 14:19

Una voz me susurró.
-Hola…
-¿Quién eres?-pregunté.
-Soy alguien a quien muchos llamarían conciencia, conocido por
muchos, desconocido por tantos-me respondió, justo y claro, pero
igualmente yo, no lograba comprender su respuesta.
-¿Qué es lo que quieres? ¿Por qué no logro ver tu corpóreo ser?
-Porque yo, no debo ser visto, para muchos soy representado por un
angelillo que revolotea a la derecha de tu cabeza, para otros, no soy
más que un diablillo con un tridente que te pica, al lado izquierdo de
tu cabeza. Pero en realidad… no soy ni él uno, ni él otro.
-Vaya… esto se torna un tanto extraño, cualquiera que estuviera en
mi situación creería que se ha vuelto loco-le dije, tan desconcertado
como una monja en un festival de rock.
-Pues sí… tú estás desjuiciado, loco, demente, pero por sólo una cosa…
-¿Y qué es esa cosa?-pregunté, muy intrigado, como cuando era
pequeño y se aproximaba navidad, siempre insistiendo a mis padres, el
saber de qué regalo me habían comprado.
-No dejar salir tu extenso potencial, que guardas con tanto ímpetu
en las profundidades de tu mente y en las entrañas de tu corazón-me
contestó, casi como un poeta.
-Debes… ser más específico conmigo-le dije la verdad, ya que mi mente era un tanto lenta.
-A lo que me refiero es… que debes dejar salir todos esos abismos y mundos que tu mente esconde y, que tu corazón encarcela.
-Prosigue…
-Todo eso a lo que tu llamarías imaginación, don o inteligencia
humana, quiere salir de la gran cárcel donde están atrapados, y esa
cárcel… son las paredes de tu fornido y escultural cuerpo-me dijo.
-¿Pero, de qué me hablas?-sin dudas, yo, aún seguía pasmado sin
comprender en lo más mínimo lo que este espectro, alma, conciencia o lo
que fuese, me quería explicar.
-Sólo… deja que “eso”, que guardas con tanta vehemencia salga de su
jaula, como lo hacen los pajarillos que son liberados para tener una
nueva oportunidad en su habitad natural.
-Pero… cómo hago para liberar eso como tú, le llamáis.
-Pues ésta es la parte más irónica, sólo tú, sabes cómo liberar
“eso”-esta situación además de tornarse confusa, también era bastante
tenebrosa.
Después de varios intentos, con mucho fracaso, no lograba hacer
salir “eso”, como le llamaba la cosa incorpórea con la que hablaba.
-¡No puedo!-exclamé-¡Porque no tengo ni la más pálida idea de lo que me hablas!
-Todo a su tiempo… “la paciencia es del sabio, no del troglodita”-me dijo.
Intenté e intenté hasta que por fin, como un regalo del cielo o del
infierno, pude liberar desde las entrañas de mi cuerpo a “eso”.
-¡Lo hicisteis!-exclamó, el ser desconocido que no se dejaba ver, ni porque le pagarán con todo el oro del mundo.
Realmente lo había hecho, pude dejar salir eso que encarcelaba en las profundidades de mí.
Lo que sucedió en aquellos momentos fue tan presuroso, como una bala disparada de un revólver de calibre potente.
-Esto es de lo que yo te hablaba, por fin has dejado salir tu belleza interna-me dijo.
Lo que sucedió, cuando el mundo cambió fue muy placentero, pero a la
vez horroroso. Ya que el planeta conocido por los humanos, ya no era
más que un triste pasado. Mi habitación permanecía intacta, sólo que al
mirar por un ventanal que daba hacia los exteriores, me di cuenta que
era lo que yo encarcelaba con tanta furia y pasión a la vez.
-¿Te gusta lo que ven tus ojos?-me preguntó, en un tono irónico.
No le contesté, pero sí pude ver de lo que él me hablaba. Cuando
miré por el ventanal de forma rectangular, pude apreciar el cambio
grotesco de todo el entorno que agazapaba mi hogar.
Un nuevo mundo emergía desde el cosmos, con cielos bermellones
mezclados con tonos naranjas y amarillos, como las mismas fraguas del
tártaro. Además un mundo, que escaseaba de la presencia de alguna forma
de vida humana. Algo que ponía mi piel como la de una gallina y hacía
que los pelos de mi cuerpo de hombre rudo, se erizaran como los de un
gato al enfrentarse contra algún peligro.
Pero lo que realmente llamó mi completa atención y además, arrebató
mi testosterona fue, ver las infinidades de bestias que resultaban ser
tan truculentas como el mismo padre de la discordia “Lucifer”. Bestias,
que revoloteaban en los cielos del mismo pandemónium, como si estuviesen
danzando al compás de algún tipo de música arcana. También, lograba ver
pero no comprender a otros engendros que sólo transitaban por las
veredas del habitad humana.
La gran mayoría de éstas horripilantes bestias provenientes del
séptimo círculo del infierno, no tenían ojos, como si no los necesitasen
siguiendo sus vidas apaciblemente, ajenas a las vidas de sus vecinos.
Algunas, hacían notar su desnutrición tomando el cuerpo de un palillo
consumido por llamas devoradoras de materia y se les podía avistar a
leguas un tipo de herpes que se encargaba de cubrir sus cuerpos como un
manto de peste. Y en sus cuerpos secos y consumidos por la putrefacción,
tenían agujeros dispersos en toda la carne por los cuales asomaban una
especie de parásitos blancos.
También, en aquel mundo, existían unos monstruos que eran obesos con
cuerpos dañados por algún castigo físico, para ser más exacto, un
castigo de flagelación, bien adecuado a la labor dejando senderos de
carne mutilada en sus cuerpos. Pero lo que realmente aterraba a mi alma
era, que en el estómago estas bestias repulsivas tenían cabezas de bebés
sin piel, como si les hubiesen despojado con ganchos de carne, ya que
tenían incisiones profundas que comenzaban desde el mentón y llegaban
hasta la nuca.
En aquellos momentos me retiré del ventanal para no seguir
presenciando a los demonios aberrantes y me preguntaba a mí mismo.
-¿Esto, es lo que yo escondía, en las profundidades más remotas de mi
ser? ¿Tanta era mi locura o esto simplemente no era locura? ¿Sólo era mi
gran potencial demostrado por mis más horribles dimensiones
oníricas?-Después de hacerle estas preguntas a mi propio ser, me dispuse
a hacerle una pregunta a mi conciencia. O más bien a esa voz que
susurraba y, que nunca daba a conocer su forma carnal.
-¡Eh!-llamé, su completa atención.
No contestaba nadie, como si esos susurros que se habían comunicado
conmigo en un principio pasado, se hubiesen perdido en los abismos del
tiempo dejando atrás una estela de sapiencia o ignorancia, sólo yo podía
saberlo y realmente no lo sabía.
Fueron otros tres llamados y esta voz, no acudió ante mí. Pero, de
lo que yo no me había percatado era, que cuando me retiré del ventanal
no quité un espacio de mi tiempo para voltear nuevamente y ver si aún
seguían esas criaturas notorias y deformes. Una situación realmente
extraña, porque una vez que miré nuevamente hacia las afueras me di
cuenta sin ser muy intelectual, que mi mundo había regresado y que todo
volvía a ser como antes, con un grado elevado de normalidad adecuado a
lo mundano y banal de un mundo trivial.
Sin dudas, mi pasmo moriría conmigo. A la vez, me sentía contento de
haber regresado, pero a la vez, necesitaba de aquel mundo lleno de
morbosidad y sadismo. Pero lo que realmente me preocupó fue, el no saber
si esto había sido real y, otra vez me pregunté a mí mismo. -¿Qué fue
esto? ¿Es qué acaso ahora me termino de convencer, de que estoy
totalmente desquiciado? ¿Realmente esto pasó o fue un simple sueño
despierto, como suelen tener los humanos?-En ese momento de preguntas
infinitas, sentí un ruido lo bastante normal, como para no entrar en un
grado elevado de alteración. Era la puerta, mi mujer me estaba llamando y
con su angelical voz de una virgen pura, me preguntó.
-Mi amor… ¿Te encuentras bien?
-Sí. Adelante, pasa-le respondí.
-¿Qué es lo que ocurría? ¿Con quién hablabas? Se podían escuchar
susurros tuyos, dirigidos hacia otra persona-mi divina musa, estaba tan
preocupada como si yo estuviese a punto de viajar hacia el hades.
-Nada… querida. A veces, tengo la desquiciada costumbre de parlotear
solo o más bien, acompañado-realmente ni yo, sabía si le estaba
mintiendo o no, porque ni yo, tenía el conocimiento exacto de lo
sucedido.
-Está bien… cuando termines con tu trabajo. Te espero en el comedor,
el almuerzo ya está listo-como siempre, tan buena, tan comprensiva, tan
soportable, tan mujer como a mí me gustaba.
Muchas veces le agradecía con tanta pasión a mi dios padre, por
haberme concedido una mujer tan excelsa. Y otras veces me preguntaba, si
realmente yo merecía el calor de esta musa radiante.
Una vez que mi amada mujer se retiró del cuarto, dejándome el aviso
de que el almuerzo ya estaba listo, (almuerzo que aguardaba de mí para
que me recomponga de energías). Otra vez, volví a lanzar preguntas hacia
las corrientes de aire que viajaban libres sin problema alguno, que por
cierto, estas corrientes eran puras y no sofocantes como las de un
principio.
-¿Qué es lo que sucedió? ¡Contéstame ánima perdida, conciencia mía,
esencia disuelta! ¿Dónde estás?-le pregunté con una rabia eterna.
Lo mismo, nadie contestaba. Pero esto había llenado de júbilo mi
alma, porque me había dado cuenta, de que no estaba convirtiéndome en un
completo desquiciado como yo lo pensaba, debido a mi trabajo como
médico forense. Algo que jamás quise ser, pero que por obras del destino
lo fui.
Algunos médicos forenses compañeros dicen, que sólo se pueden
enfrentar a las atroces muertes que se ven cotidianamente, con humor.
Otros dicen, que sólo es un trabajo y que los muertos, muertos están, el
verdadero peligro son los vivos. Pero yo, por otro lado, nunca lo he
dicho pero sí lo he pensado, es que jamás me acostumbraré y en momentos
de mi vida que por cierto han sido muchos, he llegado a soñar con los
muertos de mi labor. El simple y verdadero caso es que este trabajo no
es para algunos, sino que para todos los capaces de hacerlo. Y yo, fui
capaz de llevar el peso de esta labor sólo en tiempos pasados cuando era
un joven ingenuo. Porque en lo que respectaba de la actualidad cada vez
más y más, los muertos de mi trabajo se aunaban para atormentarme
gozosamente. Mi trabajo, era algo que estaba robando poco a poco mi sano
juicio.
Me retiré del cuarto, y cuando estaba a punto de atravesar el marco
de la puerta que me conduciría al pasillo. Escuché esa maldita voz, algo
que jamás hubiese querido oír, algo que me hacía desear estar
completamente sordo.

-Yo, no existo… sólo persisto…

xxJAVIERxx
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 422
Fecha de inscripción : 09/05/2011
Edad : 83

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por Emperador el Mar 10 Mayo - 15:35

Hmm interesante javier buen post.

Emperador
Grand Master Elite
Grand Master Elite

Mensajes : 1841
Fecha de inscripción : 30/04/2011
Localización : Isla de Malta

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por xxJAVIERxx el Mar 10 Mayo - 16:47

Emperador escribió:Hmm interesante javier buen post.

Gracias emperador, ojala todos lo pudieran visitar y echarle un ojo y no solo comentarlo. D:

xxJAVIERxx
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 422
Fecha de inscripción : 09/05/2011
Edad : 83

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por RAZORX el Mar 10 Mayo - 16:49

interesante amigo, te felicito

RAZORX
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 302
Fecha de inscripción : 09/05/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por Poetazinmuza el Mar 10 Mayo - 18:12

me eh leido la mitad y con eso me basta para saber que es bueno suerte

Poetazinmuza
Grand Master Elite
Grand Master Elite

Mensajes : 2095
Fecha de inscripción : 12/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por xxxmarceyoxxx el Mar 10 Mayo - 21:02

e leido hasta Hola XD y esta genial!!!!!!!!!!!!!

xxxmarceyoxxx
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 976
Fecha de inscripción : 09/05/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por lleral el Vie 13 Mayo - 16:05

lo lei hasta una cierta parte no lo logre leer todo pero = interesante historia buen post

lleral
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 676
Fecha de inscripción : 10/05/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por Lehynad el Vie 13 Mayo - 16:16

buen post pero demaciado largo..................

Lehynad
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 617
Fecha de inscripción : 15/08/2010
Edad : 28
Localización : Cali, Colombia

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por legovargmal el Sáb 14 Mayo - 0:20

BUENISIMO TU LIBRO!

legovargmal
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 610
Fecha de inscripción : 18/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por faxioreturn el Sáb 14 Mayo - 8:31

me hiciste leer bastante

faxioreturn
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 513
Fecha de inscripción : 27/11/2010
Edad : 31
Localización : Argentina, Rio Negro

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por lleral el Sáb 14 Mayo - 18:16

mmm seria bueno que pusieras un resumen asi se disfruta mas de tu tema jajja

lleral
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 676
Fecha de inscripción : 10/05/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por Poetazinmuza el Miér 18 Mayo - 10:32

buen post we bien ahi xD ajua (tu tbm estas loco xD)

Poetazinmuza
Grand Master Elite
Grand Master Elite

Mensajes : 2095
Fecha de inscripción : 12/04/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por Emperador el Miér 18 Mayo - 11:20

poeta deja el espam!!!!

Emperador
Grand Master Elite
Grand Master Elite

Mensajes : 1841
Fecha de inscripción : 30/04/2011
Localización : Isla de Malta

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por Andrews1234l_lvl_68 el Jue 15 Nov - 12:27

buen aporte gracias y saludos sigue asi

Andrews1234l_lvl_68
Elite Sabio
Elite Sabio

Mensajes : 725
Fecha de inscripción : 21/10/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

La cólera de las entrañas

Mensaje por MARCEMANYA13 el Vie 16 Nov - 10:05

Jajaja que buen post! y conciencia porque no te callas? siempre diciendonos que hacer! jajaja, gracias por el aporte. saludos!!

MARCEMANYA13
Grand Master Elite
Grand Master Elite

Mensajes : 1466
Fecha de inscripción : 01/08/2012
Edad : 51
Localización : Canelones, Uruguay

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La cólera de las entrañas

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 3:10


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 :: Cafeteria :: Libre

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.